Domesticando las redes: ¿Qué hace un abogado en twitter?

Fernando Mier 16 abril de 2013

header-01 (1)

Fernando Mier, abogado e inkieto. Socio en IURISTAX

De un tiempo a esta parte es habitual el debate de que hace un abogado en twitter. Considerando que este servicio de microblogging se inauguro en julio del 2006 y que hace años que otros sectores han incorporado esta herramienta en sus estrategias de negocio y marketing, la situación delata cierto inmovilismo del sector legal y la dificultad de los abogados por asumir la innovación.

Un dato: según GlobalWebIndex, Twitter es la red social que más creció en el 2012, con las del cuarto trimestre de 2012, llegando a los 485 millones de cuentas.

En mi opinión, la pregunta correcta debería ser que puede obtener un abogado de twitter. En esto, no hay reglas y ahí está la magia de las redes. Estás no son más que herramientas que cada usuario puede adaptar a sus propios fines y objetivos. Las más de las veces, ni sus propios creadores preveían su éxito o el uso final que los usuarios han hecho. Hay tantos modos de uso de twitter, como tipos de perfiles, … y además todo ello evoluciona cada día.

Cado uno puede definir su propia estrategia, a construir con objetivos concretos, que han de integrarse como parte del plan estratégico general de la Firma, su política de comunicación, los planes de desarrollo de negocio y marketing, el branding y hasta los planes de formación. Estos objetivos además han ser realistas, acordes con los recursos disponibles (personas, tiempo y presupuesto), el nivel de usuario en redes y la capacidad de gestión.

Es importante prever un plan de trabajo constante y sostenible en el medio plazo, y unos criterios de comunicación coherentes con los valores de la Firma.

En absoluto me siento experto, ni capaz de aleccionar a nadie. Si acaso, algo inquieto, estigma de mi carácter que me ha traído no pocos problemas desde mi más tierna infancia. Dicha circunstancia – la de inquieto - y el hecho de haber iniciado ahora hace 6 años un proyecto profesional iniciado de tabula rasa - la necesidad agudiza el ingenio -, me abocaron a las redes, entorno en el que hoy me siento relativamente confortable y creo haber obtenido algún resultado tangible. Así, sin más autoridad que la que resulta de mi experiencia personal, me animo – en realidad, casi me han obligado – a compartir unas notas que confío que puedan ayudar a alguien:

  • No es necesario, en realidad no es posible, ni útil estar en todas las redes. Conviene conocerlas, y estar al tanto, pero hay que centrarse.

En IURISTAX basamos nuestra estrategia de redes en la web corporativa (del año 2008, ahora en proceso de refundación), los blogs (desde 2009, y ahora replanteándonoslos), linkedin (mi perfil personal desde 2008, .. creo) y twitter (desde noviembre 2009).

En este mapa, twitter, muy viral, con una operativa de uso muy fácil, accesible desde cualquier smartphone, nos sirve para difundir los contenidos jurídicos propios publicados en el blog, y las noticias de actualidad sobre nosotros. Redirige el tráfico a linkedin y la web, donde el visitante puede tiene acceso a una información más completa sobre la Firma, nuestra practica profesional y el equipo.

Estamos convencidos de que nos aporta visibilidad y notoriedad a la marca y a los profesionales que la integramos. Los que nos siguen es por qué quieren y les interesa lo publicamos. En términos de proyección es más barato, rápido y eficiente que cualquier newsletter tradicional o evento.

  • Utilizamos twitter para estar informados sobre la actualidad, nuestros clientes, los sectores de su actividad y también sobre temas jurídicos.

Nos parece esencial conocer a nuestros clientes y contactos, y por eso seguimos su actividad en las redes.

Con los hasttags, y siguiendo los perfiles adecuados, obtenemos información sobre sus sectores de actividad, las novedades en el sector legal, y también de actualidad jurídica. Hay varios perfiles que publican novedades legales, opiniones jurídicas y sentencias.

Identificar y seguir en twitter los perfiles adecuados, nos facilita mucha información, de forma rápida y eficiente.

  • Generar contenidos no lleva tanto tiempo, aunque es verdad que requiere cierta práctica y algo de imaginación. Son solo 140 caracteres. No puedes enrollarte aunque quieras. El uso de imágenes, pdf o los enlaces te permiten ampliar el contenido.

El ideal, generar contenidos propios con opinión jurídica. Redactar un post de entre 600 y 800 palabras de contenido jurídico no es tan complicado. El comentario de una sentencia novedosa o novedad legislativa, o sobre alguna cuestión abordada en la práctica profesional del despacho permite activar en las redes el tiempo dedicado al estudio o la investigación.

Con frecuencia, retuiteamos y recomendamos las opiniones de otros abogados publicadas en la web. Si su contenido es interesante, queremos compartirlo con nuestros seguidores, clientes y contactos.

También tuiteamos temas de actualidad de la Firma, de la actualidad económica y noticias relacionadas con nuestros clientes y de los sectores en los que estos desarrollan su actividad.

Compartir contenidos identificados como de interés es muy fácil, y además existe la posibilidad de conectarlos con el blog, linkedin y la web, multiplicando exponencialmente su viralidad. Desde un móvil, en un taxi, en el ave, en un aeropuerto podemos hacerlo, optimizando la gestión de nuestro tiempo.

Los clientes y muchos contactos, siguiendo nuestro perfil, se informan sobre cuestiones de su interés, conocen mejor la Firma, nuestras áreas de práctica y nuestra capacidad gracias a este canal. Eso, en nuestra opinión fideliza a los clientes, y permite que los contactos nos identifiquen como posibles proveedores de servicios jurídicos, lo que en última instancia comporta asuntos nuevos y más negocio.

- No hace falta ser ingeniero, informático, ni experto en redes para abrir un perfil en twitter.

Tampoco hace falta ser una gran firma, ni disponer de ingentes recursos. De hecho, la incorporación de algunas de las grandes firmas a twitter y a las redes es muy reciente o apenas testimonial. Las redes igualan y reducen las barreras de acceso en materia de comunicación y promoción de la marca.

Solo se ha de perder el miedo, clickar y seguir las instrucciones. Navegando un poco por la red, se encuentran montones de recomendaciones para el uso de twitter y hay libros que en poco más de 150 páginas te pueden dar una sólida base de usuario. Nada para quien ha sido capaz de leerse el Castan o entender algo de Derecho Internacional Privado.

Si, a pesar de estas notas, el terror a lo desconocido nos paraliza frente a la pantalla, o si queremos recuperar el tiempo perdido, podemos recurrir al asesoramiento de expertos en la materia. En realidad, en cualquier caso conviene recurrir a ellos.

Nosotros somos abogados y bastante tenemos con ello. Igual que recurrimos a un fontanero para un escape o a un informático para la optimización de nuestros sistemas, no deberíamos cuestionarnos tanto la conveniencia de recabar ayuda profesional de especialistas en marketing, desarrollo de negocio y redes.

Hoy ya hay varios equipos de seriedad y solvencia contrastada, especializados en sector legal. Muchos son abogados y han ejercido profesionalmente, lo que sin duda ayuda. En este ámbito, IURISTAX trabaja con +MoreThan**Law yIuris.DocEllos, y muy espacialmente Paula Fernández-Ochoa y Teresa Llibre que dirigen esos equipos, son en gran parte los responsables de lo que tenga de bueno nuestro perfil de twitter y la presencia de la Firma en las redes.**



"En tierras ignotas y sin mapa"

Por Fernando Mier, abogado y socio de IURISTAX Más de dos décadas con tasas de c…

Leer post anterior
image

Una nueva forma de ejercer la abogacía

A pesar del título que utilizo, lo cierto es que el ejercicio de la abogacía no ha c…

Leer post siguiente
image